Google+ Followers

Nuestros visitantes

Nuestro archivo

Nuestros seguidores

Con la tecnología de Blogger.

Servicios ofrecidos

  • Conferencia: Stephen King y la lectura de terror en el aula.
  • Conferencia: La promoción de lectura y las TIC´s
  • Conferencia: El rol del maestro en la promoción de lectura
  • Conferencia: El papel del lobo en los cuentos de hadas
  • Conferencia: Lectura autónoma, lectura competente
  • Conferencia: Del mito a la ciencia ficción, una historia
  • Taller de intervención de textos en el aula.
  • Taller de narración oral.
  • Taller de lectura para padres y docentes
  • Taller de lectura en voz alta para padres y docentes.
  • Taller sobre manejo de Bullyng.
  • Organización de clubes de lectura en colegios.

Ads 468x60px

Se ha producido un error en este gadget.
Se ha producido un error en este gadget.

Seguidores

Featured Posts

You can replace this text by going to "Layout" and then "Page Elements" section. Edit " About "

Entradas populares

Recent Posts

Tantos tigres atados

Author: Diego Fernando Marín
domingo, agosto 28
Autor e ilustrador: Moon-Hee Kwon

Editorial: Océano

Recomendado para: Lectores en marcha

Libro-álbum

La mayor parte de los escritores y de las editoriales parecen haber olvidado el elemento más importante de cualquier obra literaria, más aun si está dirigida al público infantil, una buena historia. Las buenas historias se caracterizan principalmente por no querer ser nada más que eso. No intentan enseñar ni aleccionar ni didactizar no hacer parte de escuela alguna. El principal requisito de una buena historia es la historia en sí misma. Por supuesto una historia puede llegar más fácilmente si es contada de la forma adecuada. Un ejemplo de esto son los chistes. Si un chiste es mal contado la idea se pierde y se difumina. Pero quienes mejor cuentan chistes, son quienes se olvidan de sí mismos, de intentar ser graciosos y dejan fluir la historia. Algunas veces una excesiva elaboración, puede arruinar una buena fabula.

Tantos tigres atados… del coreano Moon-hee Kwon cumple con las características de ese tipo de historias que hace que un niño, y en ocasiones un adulto, la pida una y otra y otra vez, principalmente porque apela a uno de los elementos básicos de la niñez, la escatología. Se trata de una historia deliciosamente sucia e inverosímil que no pretende dejar enseñanza alguna y resulta ser inquietantemente divertida. Su protagonista es un niño perezoso, quien gracias a su fértil y sucio ingenio logra atrapar muchos tigres con el sencillo recurso de empapar de deliciosa aceite de sésamo a un perro, al que luego ata con una larga cuerda. El perro atrae así a incontables tigres que lo devoran y lo digieren increíblemente rápido, de tal forma que el perro sale intacto por el ano para ser devorado por otro tigre, y así sucesivamente, hasta que muchos tigres resultan atrapados, como las cuentas de un collar por la cuerda con la que es atrapado el perro. Las sencillas, magníficas y desternillantes ilustraciones que acompañan el relato hacen el resto. El resultado, una deliciosa historia escatológica desprovista de cualquier intento de moralidad.

El libro hace parte de la colección Travesía de la editorial Océano, de la cual también hace parte Una caperucita roja, y que se destaca por traer buenas historias contadas en el género de libro-álbum a muy buenos precios. Y esto último también es importante.
  1. Leído. El artículo y el libro.

Publicar un comentario